miércoles, 4 de junio de 2008

Cortada la Plaza Amador Sánchez y San Juan por obras de infraestructura

Como se puede apreciar en la imagen, la Calle San Juan está siendo profundamente restaurada tanto en las infraestructuras básicas como en todo tipo de nuevos servicios incluidos el gas natural que transcurrirá por esta vía. Lamentablemente nos vemos obligados a cortar durante el día ambas calles y también la plazoleta de Amador Sánhez en donde es necesario acopiar los materiales al objeto de que las obras se puedan realizar a la mayor brevedad posible.

En la fotografía se puede apreciar como eran las aceras antes de nuestra intervención y el tipo de infraestructura que había soterrada. Gracias a la ayuda de la Diputación de Granada vamos a realizar una intervención global en todo el casco antiguo del municipio tal y como señalaba hace mas o menos un año.

Reconozco que las obras producen algunas molestias y algunos quebraderos de cabeza pero son muy necesarias y al igual que ocurre en nuestras casas cuando se inicia una reforma cargada de polvo, escombros, etc, siempre nos preguntamos cuando está finalizada porque no la habíamos realizado antes. Pues bien, en pleno proceso de crisis vemos como es necesaria la intervención de las administraciones públicas para que se crean infraestructuras al tiempo que puestos de trabajo. Son los ayuntamientos, las administraciones locales las auténticas protagonistas de una buena intervención pública en una situación económica global algo complicada, pero no mas que las anteriores crisis que se han producido en el tiempo y que son meros ciclos económicos.

En la imagen de abajo, el Alcalde de Santa Fe, Sergio Bueno, yo mismo y María José Mateos de Peligros.

3 comentarios:

Maruja dijo...

A mi me viene muy mal para el mercaillo del sabado que estén las obras pero si no hay mas remedio que le vamos a hacer

Mary dijo...

Y la calle Fernando de los Rios para cuando se piensa arreglar

Anónimo dijo...

A mi me gustaria saber si no hay otra salida que cortar la calle. Me viene muy mal que la corten